Boletín Mayo 2014

· Pintando en la Albufera de Valencia.

El pasado domingo 1 de Junio, con compañeros de la Academia de Bellas Artes RomaralArt, Núria Fernández salió a pintar a la Albufera de Valencia, al embarcadero La Planta Azul.
“Un paisaje inmejorable, digno de un lienzo”.
Y el resultado, un cuadro al óleo. Una vista desde el embarcadero de nuestra bella y siempre querida Albufera.
Óleo sobre lienzo 65x50 cm.

“Un Domingo en la Albufera”, óleo sobre lienzo 65×50 cm.

· Próxima exposición en el IVAM: Ignacio Pinazo. Maestro del dibujo. 
Fecha: del 19 de Junio al 14 de Diciembre de 2014.
 
A partir del 19 de Juniio en el Instituto Valenciano de Arte Moderno (IVAM)  se podrá visitar la  exposición del artista Ignacio Pinazo.
846(2)
Esta selección de obras pretende ofrecer una visión nueva de la obra del valenciano como propulsor de la modernidad y una muestra del mundo del arte de finales del XIX.  Durante éste período se dibujo uno de los capítulos mas brillanres en la historia de la pintura valenciana, surge un grupo de primeras figuras que imprime un nuevo sesgo a la actividad artística e inicia el camino hacia la modernidad en la que destaca Ignacio Pinazo Camarlench (Valencia 1849 – Godella 1916) quien se sitúa en el borde de la relación sin perder nunca la relación con la concreción y figuración.
Pinazo era un artista muy experimental que detestaba quedarse estancado en la pintura comercial, por ello nunca dejó de innovar, y pasó de elaborar pinturas académicas y más figurativas, a obras que cada vez iban perdiendo más la forma y el carácter para convertirse en piezas llenas de expresión y verdaderamente cromáticas.
Así, la principal novedad que Pinazo aportó a sus pinturas fue la consideración del boceto, aquello que antes del movimiento impresionista era considerado un trabajo previo a las piezas finales, como una obra acabada propia de ser colgada en un museo.
Más información en :
ivam_logo_white
Reivindicación de la figura del artista      
Pinazo no ha tenido tanta relevancia como Joaquín Sorolla debido a que se encerró en Godella y no comercializó sus obras en el extranjero, al contrario que su coetáneo del siglo XIX que sí que se aventuró por Inglaterra e Estados Unidos. Pero según el profesor de Historia del Arte de la Universidad de Valencia, Rafael Gil Salinas, la figura de Ignacio Pinazo debe de ser reivindicada y colocada junto a Sorolla porque el pintor impresionista posiblemente fuera el más moderno, el más osado y el más atrevido de todos sus compañeros. “El valenciano se atrevió a aplicar la técnica del movimiento impresionista francés para captar la realidad de una forma objetiva y científica”, declara el experto. Esa es la pequeña singularidad que hace destacar a Pinazo y el motivo por el cual “se deberían de formar largas colas a las puertas de sus exposiciones tal y como ocurre con Sorolla”, resalta Rafael Gil.
La exposición del pintor valenciano atrapa al espectador y lo adentra en un universo compuesto por manchas de color que muestran la realidad científica y objetiva. Su capacidad de síntesis y sus toques maestros se manifiestan en esta colección que estará presente en el IVAM hasta el 14 de diciembre.